sábado, diciembre 23, 2006

El cuento de la Princesita Lorena

Bueno después de toda esta historia de mi primera novia y tal y cual...creo que ha llegado la hora de dedicarle un poco de tiempo a mis amigos.Y bueno,podía empezar por mi gran amiga Lorena, a la cual un día que estaba así un poco depre, le prometí que le escribiría un cuento.

Escribir un cuento es algo complicado,sobre todo si no tienes tema del que hablar, pero bueno, yo siempre que oigo "cuento" me viene a la cabeza príncipes, princesas y dragones.
Así que lo que voy a escribir aquí no es mas que como imagino yo el día que conozca a Lorena en persona,como un cuento.....y dice así...

Erase una vez, porque un cuento no puede empezar de otra forma, una princesita, su nombre, claro está, es Lorena.
La princesita Lorena tiene unos ojos preciosos, de un color azul, pero un azul indescriptible, un azul que hipnotiza.Su pelo... es así de un color marroncico muy especial.Y solo verla,te llena de alegría, y hablar con ella es algo genial,porque en cada momento en el que lo haces, das gracias a Dios por haberla conocido y aun mas por ser amigo suyo.

Ahora...hablemos del príncipe...el príncipe se llama Oli,sí...soy yo,así es como ella me llama.
Sabéis...ojalá fuera cierto, yo su príncipe y ella mi princesita...pero esto,no es mas que un cuento de hadas, y eso no ocurrirá jamás....

El príncipe no es mas que un simple escritor, que vive en un mundo de fantasía que él mismo se ha inventado, un mundo donde todo es de color de rosa, pero el sabe que ese mundo no existe...pero lo ve mejor que vivir en la realidad.

Bueno,ya tenemos los personajes, ahora hay que ponerlos en situación.

El príncipe,al parecer, sale todas las noches. Sale a pensar, a mirar las estrellas, a esperar que algo pase y lo cambie todo, le saque de su rutina....
La Princesita vive en un castillo,pero no hay dragón, ni nada que la aprese.Pero ella vive allí,aislada en sus quehaceres diarios, se acuesta temprano para levantarse al día siguiente a hacer sus cosas.Pero un día...se cansó.Y cuando llegó la noche salió del castillo y se dio un largo paseo y se acostó a mirar las estrellas.
El príncipe, como cada noche, también se acostó a mirar las estrellas,pero estaba tan oscuro que no pudieron verse. Y al cabo de un rato, ambos se quedaron dormidos allí.

Por la mañana, los despertó la luz del sol y ambos se miraron, pero ninguno se atrevió a decir nada y se fueron.

La noche siguiente,ambos volvieron, y aunque apenas podían verse en la oscuridad de la noche, se reconocieron el uno al otro y empezaron a hablar....
Hablaban todas las noches, y cuando amanecía, volvían a su rutina diaria.

Al príncipe la encanta hablar con la princesita, la saluda cada ve que la ve porque estar con ella es genial, le tiene muchísimo cariño...y ademas la quiere montón.
Pero a veces no le habla,por si está ocupada estudiando, o por cualquier cosa, porque agobiar a la princesita seria lo ultimo que haría.


Bueno posiblemente os preguntareis que ¿qué ocurrió después?, pues bien....
La historia, aun está sin terminar, así que acabaré el cuento cuando vaya a darle un abrazo a la princesita Lorena a su reino.


---Lorena...este cuento es para ti, lo prometido es deuda, no se si es lo que esperabas o no,pero lo hago con toda la buena intención del mundo,porque eres especial, y debes sentirte especial.
Te quiero un montón!!!

1 comentario:

mente dijo...

Ayyy Oli:P
Has conseguido sacarme una sonrisilla mientras leía tu cuento:).
Me ha gustado mucho...
Príncipe Oli le deseo a usted unas muy FELICES NAVIDADES y que esté con los suyos jijiji :D.

Bueno xiquillo...haber si encuentras una nena que te haga sonreir, que te haga soñar y que te quiera mucho porque...me has demostrado que eres una gran persona y te mereces lo mejor.

Un abrazico niño:)
See uuu:D